Cristina Kirchner se autodefiende en su juicio: «El ámbito judicial da licencia social ya para que cualquiera pueda hacer cualquier cosa»

Cristina Kirchner se autodefiende en su juicio: «El ámbito judicial da licencia social ya para que cualquiera pueda hacer cualquier cosa»

Argentina Detienen a la novia del hombre que atentó contra Cristina Kirchner: sospechan que Sabag Montiel no actuó solo Magnicidio La novia del autor del atentado a Cristina Kirchner se convierte en un personaje clave: estaba allí en el momento de los hechos

Cristina Fernández de Kirchner ha vuelto a dedicar este viernes una hora y media a su autodefensa en el juicio que se le acusa de defraudación al Estado, aunque las novedades han pasado por otro lado: la vicepresidenta argentina, que en los últimos días ha iniciado una notable deriva mística, ha acusado a la justicia de dar «licencia social» para que se la intente matar.

«Es como que el ámbito judicial se da licencia social para que cualquiera pueda pensar ya en hacer cualquier cosa», ha dicho la dos veces presidenta, objeto el 1 de septiembre en un atentado del que salió milagrosamente ilesa. Fernández de Kirchner acusó directamente a Diego Luciani, uno de los dos fiscales que piden que se la condene a 12 años de prisión e inhabilitación perpetua para ejercer cargos públicos por una defraudación al Estado que estiman en mil millones de dólares.

«El día que el fiscal terminaba su histriónico alegato pusieron la puerta de mi casa en la televisión. Ahí mismito me quisieron pegar un tiro», ha acusado la vicepresidenta.

Para saber más

Argentina.
Redacción:
SEBASTIÁN FEST
Valparaíso (Chile)

La ‘conexión Valparaíso’ en el ataque contra Cristina Kirchner

A diferencia de en otras ocasiones, cuando sus intervenciones concitaron la atención generalizada del país, esta última intervención de Fernández de Kirchner en la etapa de la defensa ha generado más indiferencia que interés. TN y LN+, dos de las señales de noticias de mayor audiencia en el país, han desconectado del discurso de la ex presidenta tras ofrecer sus primeros 15 minutos, en tanto que C5N, afín al kirchnerismo, lo emitió al completo.

La vicepresidenta ha asegurado que sus garantías constitucionales están «suspendidas desde el 10 de diciembre de 2015», el día que dejó la presidencia, y ha calificado de «disparate» al juicio, alegando que no tiene «andamiaje constitucional».

«Esto no ayuda, esto complica a un país, lo torna poco serio, lo torna casi ridículo. Voy a subir todo a mis redes sociales para que, no solo la Argentina, para que el mundo pueda observar lo que fue este juicio», ha alegado.

Más allá de señalar a la justicia como responsable de un clima que ha llevado al atentado contra su vida, Fernández de Kirchner, de 69 años, ha dejado entrever aspectos íntimos y cierta fragilidad. Fue cuando se quejó de las fotos que publica de ella ‘Clarín’, el diario más leído del país: «Esas fotos que siempre suele poner ‘Clarín’. Siempre aparezco fea, mala, enojada, horrible. Todo parte de una campaña».

Más allá de la evolución del juicio, cuya sentencia se espera para diciembre, la novedad de Fernández de Kirchner en los últimos días pasa por su acentuado vínculo público con lo religioso.

«Yo siento que estoy viva por Dios y por la Virgen, realmente. Así que me pareció que, si tenía que agradecer a Dios y a la Virgen, tenía que hacerlo rodeado de curas por los pobres, de curas villeros y de hermanas laicas, de hermanas religiosas», ha dicho durante una reunión en el Senado.

«Me puse un poquito mística ahora. Sí, sí, convengamos que razones para serlo me asisten, me asisten razones para serlo», ha añadido avanzado el discurso. El vínculo de Fernández de Kirchner con la Iglesia católica es de vieja data, y es tan fuerte, que durante los ocho años de su presidencia, no promovió la legalización del aborto, algo que sí encaró Alberto Fernández en 2020.

Según un artículo de la agencia oficial de noticias ‘Télam’, Fernández de Kirchner ha salvado su vida en el atentado por una «misión».

«Hacia dónde va Cristina es una etapa inédita en su vida como líder política que ya está impactando a la Argentina y a los líderes de la región. Desde ahora primero la fe, el Evangelio, para discernir la realidad, la política».

«Cristina no es cualquier nombre. Tiene origen griego y significa ‘ungida’. O sea, discípula de Cristo que está marcada con el óleo Santo. Elisabeth, en su significado bíblico quiere decir ‘promesa divina’, el segundo nombre de la vicepresidenta».

Deja una respuesta